jordicorominas03Siempre he creído que la transmisión de conocimientos, entendiendo por conocimiento las referencias que van formando nuestro saber, el cual nos permite tomar mejores decisiones en nuestra vida; siempre es de maestro a discípulo. En un principio y para siempre todos somos discípulos, más tarde en algunas ocasiones, llegamos a ser maestros y podemos transmitir a los demás nuestros conocimientos.

Leyendo sobre la vida de Milarepa, el mago y místico más famoso del Tíbet, vemos como él buscó hasta encontrar a su reputado maestro; Marpha. Este de una forma individual y contundente fue modelando a su discípulo. En mi caso quienes más me tallaron, sobre todo en el mundo de la montaña, fueron mis padres. Después he tenido amigos y maestros que han ido forjando lo que soy hoy, o lo que puedo llegar a ser aún.

Nací en Barcelona en 1958. Los años de juventud los pasé en Cataluña y La Rioja donde fui aprendiendo las distintas modalidades de los deportes de montaña. Con lo aprendido empecé la apertura de nuevas vías en La Rioja y después por el resto de la geografía de la península. También fue la época de las primeras invernales y corredores en el pirineo. Al mismo tiempo inicié el aprendizaje en la cordillera de los Alpes, donde vuelvo siempre que me es posible.

En 1991 soy nombrado mejor deportista riojano y decido volcar mi vida en la montaña, así que me instalo en el Pirineo en el Valle de Benasque como guía de alta montaña.

A partir de aquí primo la exploración en las más altas y difíciles montañas del mundo con una economía minimalista de medios. He escalado en las rocas del oeste americano, en el hielo inmenso de las Rocosas canadienses,  en los últimos corredores del África tropical.

En la India he subido en estilo alpino la vía americana, arista oeste, del ThalaySagar (6.904m, en 1990). La ascensión de la vía Bonington-Fotheringham al Shivling II (6.501m, en 1994). Apertura de la vía Kundalini en la cara este del Meru Norte (6.450m, en 1994) esta actividad es premio piolet de oro de la FEDME. En 1991 también pruebo con la altura ascendiendo a mi primer ochomil, el Dhaulaguiri. Después vendrán algunos años de sueños no cumplidos como los viajes a Patagonia, la norte del Everest, o la sur del K2. En el 2004  logro llegar solo a la cumbre del K2 por el pilar sur-oeste (la llamada MagicLine) y descender por la vía normal (espolón de los Abruzos). Del 2004 al 2006 realizo diversas escaladas en solitario en la cordillera de los Andes Peruanos. En el 2007 consigo escalar la virgen pared oeste del Siulá Chico (6.265m) en la cordillera del Huayhuas también en Perú. En el 2008 escalo la primera ruta de la cara este del Cerro San Lorenzo (2.700m) en la Patagonia Argentina. Y en el 2009 intento abrir una nueva ruta en el TengiRagi Tau (6.968m) en Nepal, de donde nos tenemos que bajar sin alcanzar la cumbre.

El concepto del mundo de mis padres es renacentista, es decir; ellos creen en el hombre que tiene toda clase de conocimientos; humanistas, técnicos y que realiza una actividad física. Piensan que hay que saber resolver los múltiples avatares que presenta la naturaleza: ser capaz de plantar una lechuga, construir una casa, una balsa, orientarse en cualquier lugar, sobrevivir en una isla desierta, leer las nubes, moverse por la nieve, entre la niebla, subir las rocas, siempre de forma autónoma y libre. Y además hacer esto con una buena lectura o música en la alforja, cada cual elegirá la que más le guste. Ellos consiguieron habituarme a moverme por este mundo de pendientes heladas y largas marchas como si fueran paseos en mi jardín. Me enseñaron que siempre hay un lugar desconocido un poco más allá, una nueva montaña oculta tras cada esquina del mundo.

 

patro_petzlpatro_milletpatro_bealpatro_salomonpatro isard_newpatro_julbopatro_powerbarpatro_amatlogoSuunto